Categoria: Nutrición

Imágenes

Ventresca con salsa de cebolla y tomate

Por: Ok Diario - Fecha: 2019-05-22 09:00:00 Etiquetas: receta / pescado / salsa / Ventresca / cocina / nutrición

Esta es una de esas recetas sumamente nutritivas y ligeras que apetecen probar. La ventresca con salsa de cebolla y tomate es muy fácil de preparar y su buen sabor no deja a nadie indiferente. Esta es una de las partes más interesantes del atún o bonito, desde el punto de vista culinario. Al ser un tipo de pescado con una intensidad particular, transforma cualquier plato en una delicia. A continuación, veremos cómo hacer la ventresca con salsa de cebolla y tomate. Una opción ideal para dar protagonismo al sabor de la carne y relazar sus propiedades.

El atún es un pescado azul que aporta diversas propiedades saludables, tales como vitaminas, minerales y contenido proteico. A ello deben sumarse los beneficios que se atribuyen a la cebolla y al tomate; el resultado es un plato equilibrado.

Ingredientes:

-. 2 rodajas de ventresca de atún.

-. 3 cebollas medianas.

-. 1 tomate grande.

-. ½ vasito de vino blanco.

-. 20 gr de alcaparras.

-. Aceite de oliva.

-. Sal y pimienta al gusto.

-. Vinagre de Módena.

Preparación

1-. Precalentar el horno a 180°.

2-. Luego, pelar y lavar las cebollas y el tomate. Cortar las cebollas y el tomate en trozos pequeños.

3-. En una sartén con un chorrito de aceite de oliva, pochar las cebollas unos minutos.

4-. Añadir los tomates y el vino blanco. Remover, añadir una pizca de sal y esperar hasta que el vino se evapore lentamente y las verduras estén ligeramente doradas.

5-. Retirar del fuego y pasar la mezcla por una trituradora hasta lograr la consistencia deseada para la salsa.

6-. A continuación, engrasar una bandeja de horno y poner en ella la ventresca previamente salpimentada.

7-. Añadirle encima la salsa antes preparada y llevar al horno.

8-. Cocinar el pescado en el horno durante 10-12 minutos dependiendo del punto que se prefiera. Es aconsejable no pasarlo mucho. Es mejor revisarlo y, si es necesario, dejarlo hornear unos minutos más.

9-. Retirar del horno y colocar una rodaja de ventresca en un plato de presentación. Bañarla con salsa de cebolla y tomate y esparcir por encima un chorro de aceite de oliva y unas alcaparras.

Fuente: okdiario.com

Foto: Banco de imágenes